Dulce como la miel

Recién se celebró en Chile el Día Nacional de la Miel, una fecha para hacer visibles los beneficios de este alimento, la importancia de las abejas para el ecosistema y el valor estratégico de este producto en la economía chilena al ser producido en granjas apícolas. Así que mi objetivo hoy es que todos se puedan adulciguar o endulzar con este artículo. 

Como todos sabemos, en el proceso de creación de este dulce alimento interviene un insecto muy valioso con diferentes formas y nombres que van a la par de la calidad y color de la miel, como la guanota, que vive en los troncos de los árboles en los llanos venezolanos. Se caracteriza por ser una abeja peluda, negra y alargada y su miel es rojiza, mientras el hábitat del camoatí se ubica en tierras argentinas y uruguayas y produce una miel de color oscuro. 

Independientemente de su ubicación geográfica, a todas les toca un afanoso recorrido para pecorear, es decir, ir de flor en flor para recolectar el néctar que en la colmena se va a melificar, un trabajo que demanda organización y energía en cada panal. Cuando hay suficiente miel se puede castrar o brescar la colmena, dejando una cantidad para que vuelvan a reproducirse. 

En el Diccionario de la lengua española aparece ceromiel, que antiguamente se utilizaba como tratamiento tópico en heridas y úlceras. Otro producto medicinal es el ojimiel, un jarabe que contiene vinagre en su composición, mientras el rodomiel lleva agua de rosas. 

Finalmente, admiremos el gran trabajo de las abejas y el vuelo del pequeño colibrí o chupamiel. Espero que todos sus comentarios se enjambren en nuestra página, es decir, que se multipliquen en abundancia.

Palabras en Juego les invita a releer…

Amelar, enmelar, melar

Melifluo

Abejeo, jarbar, triar, havo

Author: Susana Harringhton

Venezolana, profesora universitaria, amante de la literatura, orgullosa de sus raíces. Agradecida por los amigos que la vida y las letras le han regalado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.