Acción en la cocina

¿Les gusta cocinar? Hoy nos pondremos el mandil para enlistar algunos verbos propios de la cocina -con la esperanza de que ustedes nos aporten otros más- y seguro coincidiremos en que conocerlos es clave para el éxito al seguir una receta.

Empecemos con la preparación de los ingredientes, que podemos pelar, picar, trocear, moler, batir, licuar, rallar, desmenuzar, machacar, mezclar, especiar, condimentar o sazonar, empanar o empanizar, enchilar, adobar o rebozar.

Si son postres, tenemos verbos como azucarar, glasear, almibarar, acaramelar o caramelizar, hojaldrar, espolvorear y otros más que ya están provocando que se nos haga agua la boca. El que sigue no es un verbo pero, ¿a alguien más le gustan los postres chocolateados?

En el contacto con el calor, la gama de verbos va desde hervir, guisar, hornear, tatemar, saltear, asar, soasar, calentar, recalentar, cocer, recocer, tostar, retostar, fritar o freír y sofreír hasta flamear, gratinar, rostizar, lamprear, escalfar, estofar, rehogar y salcochar.

Según la región donde se use la palabra, sancochar puede ser cocinar un alimento en agua con sal o cocer la comida mal y dejarla medio cruda y sin sazonar. Hay que tener cuidado con esto y también, en el otro extremo, estar pendientes para que nuestros alimentos no se nos vayan a quemar, requemar, asurar o chamuscar.

Ya que logramos aderezar, taracear o ataracear, adornar para el excelente lucimiento de nuestros alimentos, nos disponemos a trinchar la comida para servirla. ¡Buen provecho!

Palabras en Juego les recomienda releer…

Especial de especias

Desencuentros culinarios

Nixtamal

Juntucha, morfar, pulique, rellenito, pupusa

Mecatear, tascar, ancua 

Author: Norma Garza

Periodista mexicana. Admiradora de los genios, las mamás, los migrantes y los visionarios. Aficionada a las risas, las palabras amables, el cine y el karaoke.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *