El voseo y el tuteo

A ver, ¿se han preguntado en algún momento la razón o las razones por las cuales en algunos países se utiliza el pronombre “vos” y en otros el pronombre  “tú”?

Aquí en Venezuela se usa en la mayoría de las zonas el “tú”, pero hay un estado colindante con Colombia (el estado Zulia) donde se usa casi por completo el pronombre “vos”, así como en varias zonas de Colombia, Ecuador, Guatemala, Costa Rica, Cuba, El Salvador, Honduras y Guatemala. Más al sur del continente, específicamente en Argentina y Uruguay, se utiliza en todo su territorio, y también en varias partes de Bolivia, Chile y Paraguay.

¿Pero por qué es tan extendido su uso en nuestro continente?

El idioma español, como sabemos, se expandió por América desde la llegada de Cristóbal Colón por allá por 1492, exceptuando Estados Unidos, Canadá, Brasil y algunas islas del Caribe. Junto con la referida expansión, lógicamente había que establecer modos comunicativos de tratamiento hacia quienes fungían como autoridad, hacia quienes eran gobernados o dominados, y entre estos últimos.

En un principio se usaba vuestra merced, que podía sustituirse con –usarced o también vuesarced (ambos modos están en desuso)- y terminaría        simplificándose con usted. Tanto el  “tú” como el “usted” se utilizaban en contextos donde había algo de cercanía o familiaridad, en cambio el ‘vos’ se utilizaba para dirigirse a personas de más poder.

El pronombre “vos” se comenzó a usar a partir del siglo IV y se relaciona al trato con el emperador. Para aquel tiempo existían dos emperadores que emergieron de la desintegración del imperio romano y para referirse a ellos de modo inclusivo, se instituyó el uso del  “vos”.

Ya en el siglo XVI, con el fin de referirse a una persona de más autoridad, el “vos” dejó de usarse en España: esa forma de tratamiento se extinguió en la península ibérica, así como también en los países donde había virreinatos, como México y Perú. La razón de ser de esta actuación, estriba en el hecho de que había mucha confusión entre los usos del “tú” y del “vos” a raíz de la aparición del “usted”, en el que resultó vencedor el “usted” como expresión de respeto.

A pesar del desuso en España, en varias zonas de América continuó dominando el voseo, en gran medida porque un grueso de los españoles fundacionales de América ambicionaba salvaguardar el prestigio de los interlocutores de linaje (un rey  o un virrey), entonces entre los españoles comenzaron a ‘vosearse’ para que quienes estuviesen en las zonas colonizadas, tuviesen la idea de que ellos eran nobles.

Es de hacer notar que durante mucho tiempo el voseo era calificado de incorrecto, indigno y hasta agramatical (que no se ajusta a las reglas de la gramática), así mismo lo hacía notar Miguel de Cervantes Saavedra en Don Quijote de la Mancha: “finalmente con una no vista arrogancia llamaba vos a sus iguales y a los mismos que le conocían”.

Por otra parte, hasta hace poco tiempo los españoles consideraban su uso y aplicación como de un lenguaje poco culto, caso distinto al de la Academia Argentina de Letras, quien en 1982 fue la pionera en Iberoamérica en aceptar el voseo como norma culta, lo que significa que reconoce su uso como legítimo, tanto para el trato informal, la literatura y los textos oficiales. A su vez, en Costa Rica, el voseo fue apreciado del mismo modo, tomándolo como un fenómeno general en todas las clases sociales, no así fue valorado el tuteo, a quien más bien le otorgan una connotación de pedantería.

Ya para concluir debemos saber que en América coexisten seis modos de tratamiento: tú, vos, usted (de distancia, caso argentino), el usted (de cercanía, caso colombiano), ustedes y vosotros. Hay que tener muy claro que el vos tiene connotaciones distintas en casi todos los países del continente, así como también debemos saber que en los sitios donde conviven el vos y el tú, el modo que menor prestigio gozará, será el vos.

Y tú, o vos, ¿nos dices cuál es el tratamiento que se usa en tu país de origen?

Author: Itser González

Orgullosamente venezolano. Ingeniero de profesión, sociólogo de corazón y juglar en construcción. Apasionado de la conducta humana y ciego amante de las palabras.

4 thoughts on “El voseo y el tuteo

  1. Excelente, cómo siempre estudioso del lenguaje y usos y costumbres. En mi país se usa vos, tu, usted o panita, si es de vuestro agrado. Pero imagino que panita será motivo para otra disertación.

  2. Hola, buenas tardes, que extenso al expresarlo y tan corto para decirlo es una fina costumbre como tu dices, me gusta mucho esto, gracias y felicitaciones por tu expresiva e interesante forma de decirlo y de sacarla a colación!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *